Compartir

La beca de opción educativa fue "enorme" en el camino de Miguel hacia el primer puesto de su clase en Notre Dame

18 jul 2023 - Por Roger Mooney

POR ROGER MOONEY

Miguel Coste pronunció la invocación del salutatorian en mayo, durante la graduación en la Universidad de Notre Dame. Fue una oración de 2 minutos y 49 segundos que marcó el tono de la ceremonia que coronó un fin de semana de graduación que llevó a su familia por una montaña rusa emocional.

"Cuánta alegría", dijo Nordis Del Toro. "Se me saltaron las lágrimas".

Más tarde, Nordis se acercó a los directores del programa de becas de Miguel para darles las gracias por guiar a su hijo en su camino, pero se quedó sin palabras.

"Nunca me quedo sin palabras", dijo Nordis, "pero las palabras no podrían expresar lo felices que estamos".

Miguel se graduó segundo de su clase en Notre Dame con un título en neurociencia y comportamiento. Eso siguió a cuatro años en Jesuit High en Tampa, donde se graduó en 2019 el primero de su clase.

Miguel Coste pronuncia la invocación del salutatorian en mayo durante las ceremonias de graduación en la Universidad de Notre Dame.

Miguel asistió al instituto católico privado con la ayuda de una Beca Florida Tax Credit (FTC), que se financia con donaciones de empresas a Step Up For Students. Las calificaciones de Miguel en Jesuit le valieron una beca QuestBridge College Match, diseñada para ayudar a los mejores graduados de secundaria de familias con bajos ingresos a asistir a algunas de las mejores universidades del país.

En agosto, Miguel irá a trabajar a Epic Systems en Madison, Wisconsin, como ingeniero de soluciones técnicas.

Al final de su carrera universitaria, Miguel reflexionó sobre el viaje que le llevó de Tampa a South Bend, Indiana, y ahora a su trabajo en otro estado. El viaje se inició cuando recibió la beca de la FTC.

"No estaría en Jesuit sin la beca", dijo Miguel. "Es un igualador seguro. Definitivamente me puso en el mismo campo de juego y me ayudó a llegar al punto en que tengo los mismos privilegios y oportunidades que algunos de mis compañeros más ricos tienen y estoy muy agradecido por ello.

"Al igual que la beca (QuestBridge Scholarship) para Notre Dame, una beca Step Up For Students es primordial. Es enorme en mi trayectoria. No sé muy bien quiénes son los benefactores, pero me gusta darles las gracias".

Miguel hizo mucho en sus cuatro años en Notre Dame.

Fue miembro de la lista del decano todos los semestres y se graduó con una media de 3,972 puntos. Fue miembro de la sociedad de honor de artes liberales y ciencias Phi Beta Kappa y uno de los 20 estudiantes de entre 900 solicitantes que recibieron la beca Key into Public Service de la organización por su excelencia académica, liderazgo y compromiso con el servicio público. También ingresó en la sociedad de honor nacional de neurociencia Nu Rho Psi.

Durante el verano de 2021, Miguel trabajó como asistente de investigación de pregrado en el programa de investigación en biología del Instituto Tecnológico de Massachusetts, desarrollando experimentos en neurociencia de sistemas. Trabajó como asistente de investigación de pregrado estudiando las respuestas de las escuelas de Indiana a COVID-19 durante su segundo año.

Pasó un semestre en el Trinity College de Dublín (Irlanda).

Miguel también pasó un año en el equipo de animadoras de la universidad.

El fin de semana de la graduación en la Universidad de Notre Dame fue un motivo de alegría para Miguel y su familia.

Cuando se le pidió que describiera esos cuatro años, Miguel dijo: "Hermosos, alegres", y luego añadió rápidamente: "Duros, pero no tanto como para no disfrutarlos. Fue muy agradable. Estoy muy agradecido por mi tiempo en Notre Dame".

Su estancia en Jesuit, dijo, le preparó para el reto académico.

"Especialmente las estrategias de estudio", dijo. "Esa es probablemente una de las cosas que me diferenció de algunos de mis compañeros, saber estudiar, la disciplina que requería asumir las clases universitarias".

El primer trabajo de Miguel al salir de la universidad es en una empresa de software especializada en hospitales y sistemas sanitarios. Se encargará de dar apoyo hasta a seis hospitales para ayudarles a resolver problemas relacionados con el software. Su objetivo es dedicarse a la sanidad pública y ayudar a los que viven en zonas de bajos ingresos. Hace poco leyó un informe que decía que el 80% de los resultados sanitarios surgen fuera de los entornos clínicos.

"Será importante centrarse en aspectos como los niveles educativos, el acceso a los alimentos, la educación alimentaria, cómo come la gente, qué alimentos hay disponibles, cómo son las comunidades transitables y seguras. Todo eso", afirmó.

Miguel pasó una temporada en el equipo de animadoras de Notre Dame.

Miguel aún no está seguro de en qué área de la salud pública quiere centrarse, pero sabe que requerirá más estudios y títulos avanzados. Es algo que le ha interesado desde sus tiempos en Jesuitas.

"Al proceder de un entorno de bajos ingresos, me di cuenta de que mucha gente de mi entorno es muy vulnerable", dijo. "Hay formas de mitigar estos riesgos y ayudar a la gente a vivir mejor".

Miguel siempre se ha visto impulsado a salir adelante por los obstáculos a los que se enfrentaban sus padres y sus hermanos. Miguel padre, que nació sin poder utilizar el brazo izquierdo, se vio obligado a dejar su trabajo de camionero hace casi 15 años a causa de una lesión. La diabetes y la artritis obligaron a Nordis a dejar su trabajo en una imprenta.

En el instituto, Miguel trabajó como voluntario en Tampa Bay Harvest, una organización que recoge y distribuye alimentos entre los hambrientos y los sin techo de la zona de la bahía. También trabajó en un restaurante para ayudar a su familia a pagar algunas facturas.

Nordis se alegró mucho cuando Miguel aprobó el examen de acceso a Jesuitas en octavo curso. Cuatro años más tarde, la noticia de que había sido aceptado en Notre Dame la hizo llorar. Ver a Miguel pronunciar la invocación del salutatorian ante miles de personas durante la graduación en el estadio de fútbol de la universidad elevó su nivel de emoción a un máximo histórico.

"Siempre hemos querido lo mejor para Miguel", afirma Nordis. "La educación era lo primero. Siempre le decíamos saca buenas notas y conseguirás algo en la vida y mírale ahora".

Se puede contactar con Roger Mooney, director de comunicaciones, en rmooney@sufs.org.

¿Necesita más información sobre las becas gestionadas por Step Up For Students?

Publicado por: 

Roger Mooney

lupacruzarmenú